Varios autores de poesía

A mi madre

Madre mía; tu fuiste desgraciada;
en tu pálida sien de blanco lirio,
dulce emblema de amor, jamás ornada,
aún se mira la huella ensangrentada
que imprimió la corona del martirio.

Tú que el pan de los pobres conseguiste
mojado en tu sudor y amargo llanto,
en el mísero hogar donde naciste,
nunca, madre, infeliz, nunca pudiste
alzar de paz y de ventura un canto.

0
0
0
s2smodern

Piedra de horno

La tarde abandonada gime deshecha en lluvia.
Del cielo caen recuerdos y entran por la ventana.
Duros suspiros rotos, quimeras lastimadas.
Lentamente va viniendo tu cuerpo.
Llegan tus manos en su órbita
de aguardiente de caña;
tus pies de lento azúcar quemados por la danza,
y tus muslos, tenazas del espasmo,
y tu boca, sustancia
comestible y tu cintura
de abierto caramelo.

0
0
0
s2smodern

¿Ya?

(Fragmento)

Senibus mors est in janua.
( SAN BERNARDO)

¿Estoy al guardar el carro? ¿Ya?
¡Qué pena no seguir sabiendo lo que pasa
acá y allá! ¡Qué angustia! ¡Qué tristeza!
¡No poder hacer nada por los que atrás se quedan!
¡Ignorar qué será de los que aquí se quedan!
Hurtarse con el canto brutal del manisero
a la responsabilidad, amarga y grata,
de la aburrida monotonía cotidiana.
Pero, ¿tan pronto? ¿Ya? ¡Qué impertinencia!
«¡No!» –como dije otrora–. «!Yo no quiero!»
Todavía no quiero gozar del privilegio
de que habla Gregorio Nacianceno:
el olvido, el silencio.
Mas, ¿qué se le ha de hacer? No hay más remedio.

0
0
0
s2smodern

Del otro lado de la pared del sueño

Sobre ideas de Howard Lovecraft

Se hunden, oh hijo mío, se hunden
los ciclópeos monolitos de basalto del Este,
del otro lado de la pared del sueño
que amasamos en las tardes del mentido invierno.
Vamos atravesando la bahía, tu pie
hace huella en la arena, yo voy
jugando con tu imagen, no con tus años.

0
0
0
s2smodern

La tarde pidiendo amor

La tarde pidiendo amor.
Aire frío, cielo gris.
Muerto sol.
La tarde pidiendo amor.

Pienso en sus ojos cerrados,
la tarde pidiendo amor,
y en sus rodillas sin sangre,
la tarde pidiendo amor,
y en sus manos de uñas verdes,
y en su frente sin color,
y en su garganta sellada...
La tarde pidiendo amor,
la tarde pidiendo amor,
la tarde pidiendo amor.

0
0
0
s2smodern

Proclama

(Fragmento)

Soy de la estirpe de los hombres puentes;
y justifico la obsesión del ayer, que me retiene preso,
con la preocupación, pueril y remota,
del pasado mañana, que a nadie le importa;
soy capaz del absurdo de todos los oscuros sacrificios,
sin la convicción del profeta, del apóstol o de sus discípulos. Quise en mi tiempo romper unos cuantos eslabones,
y me expresé en mi tiempo con palabras distintas,.
y fui precursor en mi tiempo de lo que era diferente y contrario de ayer.

0
0
0
s2smodern

Malagueña

El amor me lleva hacia ti
con impulso arrebatador
yo prefiero mejor morir
que vivir sin tener tu amor.
La inconstancia de tu querer
la alegria mató en mi ser,
Eh, eh Ah, ah,
y al temor de perder tu amor
hoy mi canto será dolor.

Malagueña de ojos negros
Malagueña de mis suenos.
Me estoy muriendo de pena
Por tu sole tu querer.

0
0
0
s2smodern

Desaliento

¿Habrá en el lenguaje humano Esas almas tenebrosas
frase bastante elocuente bajo cuya sombra inerte
para expresar eso amargo hay tanta cabeza joven
que se prueba algunas veces? que se dobla y encanece;
Eso fúnebre que pinta tantos ojos que no lloran,
de negros tintes lo verde; pero en cuyo fondo hierven
eso que en los horizontes tristes reverberaciones
haciendo sombra se cierne. que se apagan o se encienden.

0
0
0
s2smodern

Estrofas azules

Pasé junto a mi dicha y la pisoteé
sin conocerla.
(NO ME ACUERDO QUIÉN.) Estrellita que te escondiste
tras las nubes de mi fatuidad,
en mi lóbrega noche sin alba,
¿nunca volverás a brillar? Gota de agua que resbalaste
sobre mi pecho de pedernal,
mis labios resecos de angustia,
¿te negarás a refrescar? Báculo fuerte que en el camino
arrojó lejos mi vanidad,
mis torpes e inciertas pisadas,
no más sostén en ti hallarán? Hoguera que en hora nefasta
apagó mi locura brutal,
la tristeza polar de mis días

0
0
0
s2smodern
  • 1
  • 2
  • 3
  • 4