Opinando sobre Cuba

Nos gustaría que ustedes entendiesen la finalidad de esta sección. Aquí no se trata de que uno tenga la razón absoluta de las cosas y el otro esté completamente equivocado, se trata de que cada cual exprese libremente su opinión.

Esto es lo que diferencia claramente a Conexión Cubana del resto de páginas sobre Cuba, que aquí todos tienen derecho a decir lo que quieran dentro de unas reglas básicas de comportamiento que por ser tan evidentes no vamos a nombrar.

Pensamos que una página web que solo recoge un único pensamiento al final solo es un aburrimiento, porque sin discrepancia no existe el debate.

No nos acusen de partidismos porque a más de uno le hemos demostrado que aquí se publican todo tipo de opiniones. De lo que no somos responsables es que unos escriban más que otros, eso no depende de nosotros.

Ustedes pueden enviar sus opiniones desde el apartado "Envíar artículo" y tenga en cuenta que al igual que a usted se le publicarán sus artículos sin censura alguna, tampoco habrá censura en los comentarios.

Es hora de recuperar la vergüenza

No es deber de otro gobierno el apretarnos las clavijas, buscando que estallemos y acabemos con la dictadura

Una colega que mucho admiro y respeto opinaba hace unos días que los que lamentan y critican la decisión del presidente Obama de eliminar la llamada política de pies secos, pies mojados, por considerarla un favor a la dictadura, hemos acabado pensando con los pies.

0
0
0
s2sdefault

Perdonándole todo al castrismo

De tiempo en tiempo, en Latinoamérica se invoca la supuesta “excepcionalidad” de Cuba para justificar las andanzas del régimen

De tiempo en tiempo, algún publicista latinoamericano —a menudo de izquierdas, aunque a veces no— invoca la supuesta “excepcionalidad” de Cuba para justificar las andanzas del castrismo. Ese es el método que utilizan para admitir que un régimen militar, dinástico y de partido único, se siente en plano de igualdad junto a gobiernos civiles, democráticos y pluralistas.

0
0
0
s2sdefault

Fidel era su propio sueño

El escritor Norberto Fuentes, que conoció muy de cerca a Fidel Castro, se adentra en la mente del presidente cubano subrayando un aspecto del que se habla poco: su aislamiento

El 31 de agosto de 1986, luego de un interminable viaje de 17 horas desde La Habana, con escala en Islas de Sal, frente a Cabo Verde, Fidel Castro llegó a Harare (Zimbabue) para participar en la conferencia cumbre de los países no alineados. Se instaló en el chalé de las afueras de esta bucólica ciudad, que habían adquirido y preparado los especialistas del Ministerio del Interior y que luego serviría como residencia permanente del embajador cubano. Había un jardincito amurallado contiguo a la puerta principal y el chalé era remoto en el mediodía sin sobresaltos, cuando Fidel salió al patiecito desde adentro de la casa, enfundado con una bata de casa morada, que le caía hasta los tobillos, y pantuflas.

0
0
0
s2sdefault

El turismo cubano y Trump

El turismo cubano se enfrenta a la era Trump

El acercamiento entre Estados Unidos y Cuba iniciado por Barack Obama ha incrementado las llegadas de turistas estadounidenses a la isla en un 80% en el primer semestre de 2016. La llegada de Trump a la Casa Blanca llena de incógnitas a un sector que supone la segunda fuente de ingresos para el país cubano.

0
0
0
s2sdefault

Pensando con los pies

Muchos cubanos creen que es obligación de otros gobiernos resolver lo que es problema nuestro.

El anuncio del fin de la política de “pies secos, pies mojados”, que otorgaba a los inmigrantes cubanos el privilegio especial de permanecer en EE UU sin ser deportados, con solo tocar suelo estadounidense, cayó este jueves, 12 de enero de 2017, como una llovizna fría sobre los nativos de esta Isla que habían cifrado sus mayores esperanzas de una vida mejor en ese país, utilizando cualquier vía ilegal para alcanzarlo.

0
0
0
s2sdefault

Los absurdos del castrismo

Para un espíritu absurdo la razón es vana y no hay nada más allá de la razón.
Albert Camus

Es posible que todos los regímenes totalitarios fundamentados en el liderazgo carismático se caractericen por un falso sentido de la realidad y se enrumbe con frecuencia a lo absurdo, a decisiones irracionales.

El régimen cubano desafía la lógica con extrema frecuencia, pero no es lo peor, lo lamentable es que cuenta con artesanos para instrumentar sus dislates y una obediente servidumbre que acata lo que el liderazgo disponga.

0
0
0
s2sdefault

La jugarreta de Obama

¿Una jugarreta postrera de Obama a muchos cubanos?

Obama ha revocado la ley 'pie seco, pie mojado'. Por qué lo ha hecho siete días antes de cesar es objeto de cábalas pero la anulación de una disposición que concedía visado de entrada automático a cualquier cubano que llegase a Estados Unidos por tierra( pie seco) va a causar problemas a unos pocos miles de cubanos que habían abandonado la isla, escapando en ocasiones, y que viajaban a veces en lamentables condiciones al coloso del norte desde Colombia, Panamá, El Salvador, etc.

0
0
0
s2sdefault

La carroza fúnebre se paró de golpe

El coche empujado del difunto Fidel Castro

Cinco jóvenes uniformados impulsaron el remolque que llevaba las cenizas del último revolucionario

El incidente fue silenciado por medios de la isla

La pintoresca carroza fúnebre se apagó de golpe a media mañana, camino del camposanto. Pero a ninguno de los presentes les extrañó. Durante unos segundos el viejo jeep ruso tuvo que ser empujado por los cinco "jóvenes oficiales revolucionarios" que a pie escoltaban las cenizas del líder, que viajaban dentro de una urna de cedro, recubierta con la bandera de Cuba. A nadie del público, presente en todo el recorrido coreando "¡Yo soy Fidel!", le sorprendió.

0
0
0
s2sdefault

La servidumbre de los sabios

A través de los tiempos numerosos intelectuales han padecido de una fatal afinidad con los déspotas.

Los eruditos, supuestamente más cultos, sensibles e ilustrados que el resto de los mortales, que supuestamente disfrutan de un mayor discernimiento sobre el hacer y pensar humano son proclives, en muchos casos, a ser magnetizados y seducidos por los autócrata, y cuando sucede sólo tienen ojos y oídos para quien ejecuta la fuerza y no para quien libera y cultiva el pensamiento en oposición al despotismo.

0
0
0
s2sdefault

Lo que está por venir

En una tertulia celebrada la semana pasada en la universidad conversábamos sobre la posverdad, palabreja de moda, y sobre cómo los bulos tenían una gran capacidad de viralizarse en redes sociales, con frecuencia con mayor alcance que las noticias reales.

Uno de los ejemplos que salió a relucir era el de la muerte de Fidel Castro, patraña que cada cierto tiempo se asomaba por el ciberespacio y circulaba pródigamente. Para que un bulo tenga éxito tiene que ser pertinente y verosímil, y resulta claro que cada vez iba a ser más verosímil la muerte del anciano líder. Las redes sociales habían matado a Fidel tantas veces como el propio Fidel solía decir que la CIA había intentado matarle a él, más de 600 según sus cuentas. Por eso era difícil de creérselo a la primera… pero era cierto: en plena era de las fakenews y la posverdad, Fidel había muerto. Y murió en su cama, como los caudillos eternos.

0
0
0
s2sdefault
  • 1
  • 2
  • 3
  • 4
  • 5
  • 6