Deportes

Barthelemy noquea a Méndez en faena eminente y profesional

0
0
0
s2smodern

Nada, el agua va tomando su nivel y son cinco los campeones mundiales de la Cuba Libre, hornada de peleadores que han logrado superar la nefasta influencia amateur para imponerse decisivamente en el difícil mundo de las coliflores profesionales del tiempo actual, menos Rigondeaux, a pesar de ser el más promocionado por un carretón de éxitos tan olímpicos como inservibles para el profesionalismo.

Argenis Méndez no es un mal boxeador, pero es de menos clase que el cubano, por eso cayó irreversiblemente temprano a los 2:59 del segundo round, después de recibir un rally de golpes abajo y arriba que concluyó con una poderosa zurda a la cabeza, que lo tiró sin contemplaciones y sin la mínima posibilidad de recuperarse para seguir.

La impresión que tuve fue que un uppercut que encontró la quijada del dominicano en el primero le hizo suficiente daño como para cumplir acción retardada en el round siguiente.

La demostración de poderío del cubano, que ganó la faja superpluma de la Federación, debe considerarse el verdadero regreso de los criollos del caimán caribeño al mundillo de Fistiana de la forma histórica y tradicional que siempre adornó al coliflorista antillano.

Barthelemy le recordó esta noche a todo el mundo que hay cubanos que llegaron para quedarse. Eso, que nadie lo dude.

Una revancha como cumplido, como trámite del oficio o como reclamación porque "pegó después del gong", bien, pero Méndez no tiene armas para ganarle al cubano... nunca.

0
0
0
s2smodern