• Está aquí:
  • Inicio
  • Consejos y recomendaciones

Consejos y recomendaciones

Consejos y recomendaciones para viajar a Cuba y desplazarse por la Isla.

Consejos para viajar a Cuba - Españoles

0
0
0
s2smodern

La presente recomendación carece de efecto vinculante alguno y opera como mero aviso o consejo. El Estado no resultará responsable en modo alguno ni por ningún concepto de los daños o perjuicios que, tanto por la observancia como por desconocimiento o no atención de la recomendación, pudieran ocasionarse a personas o bienes, no considerando dicha recomendación título que ampare reclamación alguna en tal sentido.

Asimismo, se recuerda que en estos momentos ninguna región del mundo y ningún país están a salvo de posibles actos terroristas.

Antes de realizar un viaje al extranjero, se recomienda registrar sus datos en el Registro de Viajeros informático de este Ministerio, para facilitar la atención en eventuales situaciones de emergencia o necesidad.

Continuar leyendo

0
0
0
s2smodern

La Habana y sus sitios de la música

0
0
0
s2smodern

Cuando se habla de sitios habaneros vinculados con la música, uno de los obligados a mencionar es la Playa de Marianao. Rica y variada es la historia del mítico lugar al este de la capital, sobre todo en las décadas 40 y 50.

Con la actividad turística que se inicia en la isla en los primeros años del siglo 20 comienza su auge la Playa de Marianao; surgen en la zona el Casino de la Playa (asociado al Jockey Club Corporation de Estados Unidos) en febrero de 1922, poco después el Hipódromo de Mariano, el Country Club Park, elCabaret Tropicana, el Teatro Blanquita (6.700 lunetas) en 1949 y muchos lugares más que aumentan el interés por estos parajes más allá de las deliciosas aguas de sus playas.

Continuar leyendo

0
0
0
s2smodern

Pinar del Río, la cenicienta de Cuba

0
0
0
s2smodern

Artemisa queda atrás, empieza la vuelta abajo, la tierra de la guayabita, del puro cubano. Pinar no es sólo los mogotes de Soroa, no es sólo los cayos exclusivos pa´ turistas, tampoco los cotos de caza que jamás hollaron pasos cubanos. Para conocer esta provincia hay que dejar el traje de habanero o de turista a la entrada de San Juan y Martínez y seguir con el corazón abierto por entre matorrales y vegas de tabacos por caminos de tierra, viaje adentro hacia tradiciones centenares. Conocer los polémicos campamentos, donde lloraron y rieron miles de estudiantes habaneros durante 45 días al año, en un experimento que ha dado bastante que hablar: la escuela al campo. Allí muchos se amaron por primera vez, allí a pesar de un frío increíble se alineaban los muchachos en la mañana a recoger el “libre pié” que más tarde sería capa de puros vendidos a peso de oro en La Habana o París o de contrabando en Washington. Donde muchos aprendimos y llevamos hasta la perfección nuestras habilidades de bailar el baile del casino, que después llamarían en todo el mundo Salsa.

Continuar leyendo

0
0
0
s2smodern

Cementerios poco conocidos de La Habana

0
0
0
s2smodern

Cuando se habla de cementerios habaneros solamente nos viene a la mente uno, sólo uno, el archiconocidísimo: Cristóbal Colón. Ignoramos que nuestra ciudad contó y aún cuenta con una enorme cantidad de últimas moradas.

Iré desgranando algunas anécdotas interesantes de la historia de nuestro país, hechos que no por ser insólitos o poco comunes, resultan tediosos. Y forman parte de nuestro acervo cultural: El Cerro tuvo su pequeño cementerio, edificado en la que actualmente conocemos como calle Sarabia y el primer sepultado en aquellos predios fue un esclavo lucumí, Apolonio.

Este camposanto fue inaugurado un 21 de septiembre del año 1817. Eran terrenos cenagosos y las autoridades de la Isla se vieron obligadas a partir de 1860 a suspender las inhumaciones, exactamente el 20 de agosto de ese año. Los cadáveres emergían de la tierra espontáneamente a la menor inundación de la zona con los torrenciales aguaceros.

Continuar leyendo

0
0
0
s2smodern

Malecón

0
0
0
s2smodern

La Habana es identificada por su malecón, no solamente por los cubanos, hoy es conocido por millares de extranjeros, pero es indiscutible que está vinculado estrechamente a nuestras vidas.

Un día, bajarán nuestros espectros por esa amplia alameda que recorrieron nuestros abuelos. Lo haremos con esa mezcla de tristeza y alegría, avergonzados quizás y evadiendo fijar la vista, rechazando la idea de que no existen sombras a nuestro paso. Niños jugarán de nuevo y los leones tendrán fuerza para rugir, y el mármol del piso no quemará nuestras plantas mientras vagamos como tristes recuerdos. La sed podrá saciarse porque regresará el agua, y bajo frondosos laureles se cobijarán como antaño los gorriones y totíes. Andaremos sin darnos cuenta de las grietas ya existentes y adivinaremos hermosos edificios detrás de cada ruina, las columnas carcomidas por los años serán flamboyanes ante nuestra mirada cautiva, y el ruido que una vez nos molestó, será opacado por alegres risas de niños ajenos al imborrable pasado que una vez edificamos. Andaremos como náufragos buscando un banco donde sentarnos, todos estarán ocupados y no nos detenemos hasta despedirnos del último león esperando escuchar algún rugido.

Continuar leyendo

0
0
0
s2smodern
  • 1
  • 2
  • 3
  • 4